LO NUEVO
recent

Gwen Stefani sana sus emociones

Foto: Excelsior
La cantante estadunidense Gwen Stefani sabe que parte de ser una de las figuras femeninas de la industria musical es enfrentar los problemas personales frente a la opinión pública. Su reciente divorcio del también músico Gavin Rossdale, la transición del compromiso –de 14 años– a la soltería y una nueva relación fueron los ingredientes que Stefani utilizó para darle vida a su tercer disco solista.

Tuvieron que pasar diez años y una serie de eventos para que This Is What The Truth Feels Like, el álbum que sale hoy a la venta, viera la luz y con él Stefani sanara sus emociones y comenzara una nueva etapa en su vida.

“Cuando comencé la primera versión del disco la idea que pensaba era ‘¿cómo podría sonar?, quiero estar de vuelta en la radio, quiero esto, quiero el otro’. Después en febrero, creo que mucha gente pensó que mi vida se había venido abajo. Estuve casada 14 años, y estuvimos 20 juntos, estaba deprimida, parecía que todo el camino iba hacia abajo.

"Me sentía como que tenía que hacer algo, voltear las cosas, no podía estar así, tenía que saber que las cosas pasaban por una razón y también sabía que tenía que hacer música. Fui al estudio y escribí la primera canción, fue muy raro manejar por Santa Monica Boulevard llorando todo el tiempo y pensando ‘¿por qué voy a torturarme todavía más? Ya estoy muerta’, pero lo hice. Escribí esa primera canción y me sentí muy bien, era lo único que de verdad me hacía sentir así”, explicó Stefani en una entrevista para National Public Radio.

Para la rubia californiana hacer una catarsis de sus emociones a través de la composición y la música no es nada nuevo. Al inicio de su carrera con la banda No Doubt, Stefani mantuvo una relación con su entonces compañero de banda Tony Kanal, la ruptura de esa relación dio como resultado varias de las canciones que se publicaron en el álbum Tragic Kingdom.

“Ese disco fue hecho de una forma muy ingenua, habíamos sido una banda durante nueve años y estábamos haciendo música opuesta al grunge, que sonaba en la radio, estábamos contentos con eso y para ser una banda de garaje… éramos masivos.

"Así que cuando salió el disco y tuvo el impacto que tuvo, que lo comentaba la gente, fue como ver mi vida en un plato. Así que decidí tomarme la composición muy en serio después de eso, pero en realidad no sé como lo hago porque no es un botón que aprietes y ya”, agregó.

EL FIN DE SU MATRIMONIO


Inspirado en el fin de su matrimonio con el vocalista de Bush –el cual concluyó en octubre de 2015- y después de una montaña rusa de emociones que experimentó durante ese tiempo, la cantante se sintió inspirada y comenzó a escribir algunas canciones significativas, y fue con la ayuda de los productores J.R Rotem, Mattman & Robin y Greg Kurstin, así como de los compositores Justin Tranter y Julia Michaels, que Stefani se embarcó en este tercer álbum el cual describe como “un disco de ruptura”

"Todo esto es lo que este disco documenta, trabajar en eso, teniendo fe, creyendo en mí misma y queriendo hacer algo al respecto, también este es el primer disco que hago en tiempo real: Used to Love You salió tan sólo tres semanas después de que la escribí.”, dijo a NPR.

"Lo considero un disco de ruptura… los dos lo han sido (Tragic Kingdom). Sólo he tenido dos novios y he escrito dos discos sobre ellos, es raro, pero me hace creer en Dios y en el viaje que estoy haciendo, es la cruz que tengo que cargar para atravesar y poder escribir estas canciones para ayudar a la gente que pasa por lo mismo”, comentó en una entrevista radiofónica para la estación KHTS-FM de El Cajon, California.

El primer tema escrito para esta producción fue You Don’t Know Me, junto con Rick Nowels; esta canción Stefani la describe como “la apertura del canal” de su inspiración y un guiño de lo que sería el álbum. A partir de ahí cada uno de los temas fue tomando su propia esencia, pero todos comparten la parte personal, sarcástica, de humor negro y alegría que actualmente vive la cantante.

El Pueblo
Con la tecnología de Blogger.