LO NUEVO
recent

Niños de 3 años pueden defenderse solos en un tribunal migratorio, según un juez


Niños de 3 y 4 años, inmigrantes indocumentados, están en disposición de defenderse solos sin necesidad de un abogado ante un tribunal migratorio para evaluar su caso de deportación, según la opinión de un juez que se dedica a entrenar a otros magistrados en casos de inmigración.

La declaración corresponde al juez Jack H. Weil quien prestó testimonio en el caso J.E.F.M. v. LYNCH, por el que organizaciones en defensa de los derechos civiles demandaron en Seattle al Departamento de Justicia de EE.UU. (DOJ) y a las agencias migratorias por permitir que miles de menores acudan cada año a cortes migratorias sin contar con representación legal que garantice que se defienden sus intereses.


Un extracto de la declaración:


- Pregunta: "¿Debe ser verdad que hay algunos niños que son tan jóvenes que incluso si reciben el aviso y una explicación por parte del juez, no van a entender lo que está pasando, ¿correcto?

- Juez Weil: "Tengo que ir caso por caso. He enseñado leyes de inmigración a (niños) de tres y cuatro años, literalmente. Requiere de mucha paciencia. Ellos lo entienden. No es lo más eficiente, pero se puede hacer".

Solos y sin abogado



La transcripción del testimonio del magistrado fue publicada recientemente en la página web de American Civil Liberties Union (ACLU), una de las entidades personadas como acusación en la demanda colectiva.

Weil aseguró que sus palabras fueron sacadas de contexto, según dijo a al diario The Washington Post, aunque el magistrado reiteró su punto de vista dos veces e insistió en que se puede realizar una vista oral "justa" cuando esos niños enfrentan cargos por entrar ilegalmente en el país, aunque ellos no tengan abogado.

Desde el Departamento de Justicia se han apresurado a señalar que esos comentarios solo muestran la posición de Weil, y no las del sistema judicial.

"En ningún momento el Departamento indicó que (niños) de 3 y 4 años sean capaces de representarse a sí mismos", manifestó la vocera de la Oficina Ejecutiva sobre Inmigración del DOJ, Lauren Alder Reid.

Niño en centro de detención de ICE
Según cifras del DOJ, un 42 por cierto de más de los 20,000 niños que enfrentaron procesos de deportación entre julio de 2014 y diciembre de 2015 lo hicieron sin tener la asistencia de un abogado. Entre ellos, hubo casos de menores de 5 años, según contó The Washington Post.

Muchos de esos menores no saben hablar inglés y los más pequeños apenas son capaces de responder con más que monosílabos a las preguntas del tribunal que está decidiendo si les envía de vuelta a su país de origen o les considera para obtener asilo.

"(Niños) de 3 y 4 años no tienen aún la capacidad de razonar con lógica. Es ridículo, fracamente, pensar que se les puede enseñar suficiente sobre leyes migratorias para que sean capaces de representarse a ellos mismos en una corte", dijo el profesor de psicología de la Universidad de Temple, Laurence Steinberg.

Las autoridades no están obligadas a proporcionar asesoría legal de oficio a los menores acusados de violar las leyes migratorias, aunque sí existen programas que tratan de solventar esa circunstancia. No obstante, la gran llegada de menores a la frontera de Estados Unidos en los últimos años, ha hecho que esas iniciativas no puedan atender muchos de los casos.

Univision
Con la tecnología de Blogger.